Los hosteleros de Zaragoza muestran cautela ante la reapertura de terrazas y veladores

Los ayuntamientos de la provincia han colaborado en la ampliación de terrazas y veladores para cumplir con la distancia entre mesas

Aragón ha entrado este lunes en la Fase 1 y, tal y como marca el Boletín Oficial del Estado (BOE), los bares y restaurantes pueden reabrir sus terrazas bajo un límite de ocupación del 50% y dos metros de distancia entre cada mesa. Unas restricciones que, unidas a las previsiones meteorológicas de la semana y los ERTE que han realizado parte de los establecimientos, complican su vuelta a la actividad.

“Si están dando aguas, no podemos pretender abrir las terrazas al aire libre”, ha lamentado el presidente de la Federación de Empresarios de Hostelería de Zaragoza, Fernando Martín, quien ha señalado que únicamente el 15% del montante de establecimientos cuentan con terraza y, a pesar de que algunos de ellos sí levantarán sus persianas, “aunque todos abriesen es un número minoritario”.

En este sentido, Martín ha indicado que la reapertura de veladores se va a producir, principalmente, en los locales pequeños regidos por un autónomo, “que para estar en casa abren la terraza”. No obstante, los restaurantes con más trabajadores y que han sufrido la aplicación de los ERTE son más precavidos y, desde Horeca, recomiendan “hacer números y valorar bien las circunstancias para medir su recorrido”, ha añadido Martín.

A pesar de considerar las medidas de aforo una “incongruencia” para los negocios hosteleros, Martín ha roto una lanza a favor de los Ayuntamientos de la provincia zaragozana, que “tratan de poner facilidades” flexibilizando las normas de veladores, que son municipales. “Están ampliando superficie para seguir poniendo las mismas mesas y cumplan la distancia”, ha reconocido el presidente de la Federación Horeca.

Los hoteles permanecerán cerrados hasta que se levante la movilidad

La desescalada tampoco permite mover ficha al sector hotelero de Zaragoza, que no se plantea reabrir sus negocios hasta que esté permitida la movilidad interprovincial y cuya principal afluencia proviene de la Comunidad de Madrid, Valenciana y de Cataluña. “No tiene sentido abrir establecimientos si está la movilidad restringida”, ha aseverado el presidente de la Asociación de Hoteles de la provincia, Antonio Presencio.

“Estamos por ver que se redacten unas guías para que los establecimientos sean más seguros”, ha añadido Presencio, quien ha confirmado que desde el Instituto Tecnológico Hotelero (ITH) ya se está trabajando en protocolos que lo garanticen. Por el momento, únicamente se mantienen abiertos los diez hoteles de la provincia que ya atendían previamente los servicios esenciales.

Print Friendly, PDF & Email

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies