Zaragoza sale a la calle sin incidencias en el primer día de desescalada

Los cuerpos de seguridad no han registrado ninguna incidencia reseñable durante las primeras horas del día

Zaragoza ha vivido este sábado su primer día de desescalada con ilusión y ganas de salir a la calle por parte de los ciudadanos después de más de un mes y medio confinados en sus casas a causa de la crisis sanitaria provocada por el coronavirus. La mañana se ha desarrollado sin aglomeraciones y sin incidencias reseñables, mientras que la población ha respetado los horarios reservados a cada franja de edad.

El plan de desescalada diseñado por el Gobierno de España contemplaba unos horarios a cumplir que permitían, por ejemplo, que los mayores de catorce años salieran a hacer deporte o a dar paseos entre las 6.00 y las 10.00 horas de la mañana y de 20.00 a 23.00 al final del día. Por su parte, los mayores de 70 años podían salir de 10.00 a 12.00 y de 19.00 a 20.00 horas, mientras que los niños –menores de catorce años- podían bajar a la calle en las horas centrales del día: entre las 12.00 y las 19.00 horas. Los municipios de menos de 5.000 habitantes, por otra parte, están exentos de estas restricciones.

“Hay mucha ilusión, porque la frecuencia con la que salía a la calle era de una vez por semana para hacer la compra semanal”, ha manifestado un vecino del centro de Zaragoza. Algo que para otra ciudadana ha sido “fatal”, en referencia a las personas mayores. “Podrían habernos dejado salir cada día un poquito”, explicaba, ya que muchos de ellos padecen problemas de salud que precisan de movimiento y actividad para poder ser contrarrestados. “He salido ahora porque es cuando puedo hacerlo libremente, antes lo hacía porque necesitaba andar”, apuntaba otro.

Sin embargo, la existencia de este plan de desescalada no ha eximido a la ciudadanía de realizar las tareas cotidianas como ir a hacer la compra o acudir al puesto de trabajo, aunque según resaltaba un vecino de la margen izquierda de la ciudad, “ahora se hace de otra manera”, dado que hay más gente en la vía pública y en los parques y se respira, aunque contenido aún, cierto aire de positividad.

Precisamente en uno de los barrios de este lado de la ciudad, como ha ocurrido en muchos otros desde primera hora de la mañana, las calles y parques han acogido a una gran cantidad de gente que ha salido a dar un paseo o hacer deporte. No obstante, no se han formado aglomeraciones en ningún momento y no ha habido que lamentar ningún tipo de incidencia, algo en lo que la responsabilidad individual de cada ciudadano es crucial. “Lo que piensa hacer la gente se va a ir viendo en los próximos días, pero de momento la gente se ha portado bastante bien”, apuntaba un vecino del Actur, mientras que otro resaltaba la importancia de “respetar la distancia social y no tocar nada”.

Precisamente estas normas básicas son las que recordó ayer el Ayuntamiento de Zaragoza, haciendo hincapié en extremar las medidas preventivas en materia de higiene, no tocarse la cara, respetar el distanciamiento o evitar compartir comida, bebida o material deportivo, además de desinfectar debidamente el equipamiento a utilizar. Por ello, el consistorio zaragozano está repartiendo durante toda la jornada de hoy un total de cien mil mascarillas entre la población, con el objetivo de proveer de material a todos aquellos que salen a la calle y especialmente a aquellos que la pisan por primera vez en varias semanas.

Print Friendly, PDF & Email

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies