Unanimidad parlamentaria en Aragón para afrontar la crisis sanitaria desde la unidad y el pacto

Los grupos han defendido la necesidad de sortear la "difícil" situación que dejará a su paso la pandemia desde una política de "altura" que inspire "unidad"

Tras las correspondientes ovaciones a los distintos colectivos que luchan en primera línea y las muestras de ánimo y condolencia a las familias de las víctimas del Coronavitus, los distintos grupos parlamentarios aragoneses han participado en la sesión de las Cortes de este miércoles para analizar las consecuencias políticas, económicas y sociales vinculados a la crisis del Covid-19 en la Comunidad. Una crisis que los 16 comparecientes han coincidido en describir como “sin precedentes” y cuyos efectos no han hecho sino poner en jaque al sistema actual, exponiendo al mismo tiempo ante el foco de la verdad las carencias estructurales del propio modelo productivo. Para corregir debilidades, las fuerzas parlamentarias han defendido la necesidad de sortear la “difícil” situación que dejará a su paso la pandemia, aplicando criterios, políticas, y pactos que inspiren “empatía”, “altura” y “unidad”.

Tras la comparecencia del presidente del gobierno de Aragón, Javier Lambán, quien ha emplazado ya a sus interlocutores parlamentarios a trazar un plan para la recuperación del territorio, si bien destacando casi de manera unánime la actitud de honestidad del presidente al haber reconocido la gravedad de la crisis desde el principio, también ha habido tiempo para el debate y la crítica. El bloque de la oposición ha querido matizar “constructivamente”, según han aclarado, algunos aspectos negativos de su gestión durante estas semanas o, en su defecto, reprobar su falta de previsión o contundencia a la hora de determinar acciones concretas.

En ese sentido, aunque eximiéndole de parte de la responsabilidad –pues es el gobierno de la nación es quien decreta los movimientos durante el estado de alarma- el portavoz del Partido Popular, Luis María Beamonte, ha incidido en la necesidad de blindar a la ciudadanía aragonesa acatando potentes medidas económicas que ayuden a salvaguardar no solo las arcas territoriales sino las de todas las familias que lo habitan. A ellas “debemos enviar ya señales inequívocas de esperanza”, ha dicho Beamonte, no solo con “ideas”, sino con “dinero”. En esa línea, además de interpelarle a poner en marcha un fondo de emergencia social, Beamonte le ha pedido a Lambán acogerse a la máxima “cero ingresos, cero impuestos” con el objetivo de aliviar semejante “desplome económico” y “salvar el empleo”. Especial atención cree Beamonte que habrá de prestarse al pequeño empresario, pues es “nuestro verdadero tejido productivo”.

A este blindaje económico han querido sumarse los representantes de Ciudadanos, Daniel Pérez, y de Vox, Santiago Morón, recordando asimismo la urgencia de inyectar liquidez y rebajar la presión fiscal a pymes y autónomos. Una holgura económica que ejercerá como una suerte de “respirador” para todos ellos, ha dicho Pérez, para poder mantenerse a flote. Precisamente, la misión política hoy en día no es otra que “salvar vidas”. No ha habido margen para la negación por parte de ninguna fuerza política en ese sentido.Los cimientos de la sociedad se han tambaleado, creen todos.  Por ello, el portavoz de Izquierda Unida, Álvaro Sanz, ha aprovechado para mencionar que es el momento de “repensar” las cosas, incorporando y reformulando las “jerarquías”. De ahora en adelante, deberá situarse en el núcleo de las decisiones no solo la “colaboración” política, sino también a los servicios públicos y del cuidado. Para reforzar esta visión, desde Podemos, Nacho Escartín ha lanzado un dato: “España es el cuarto país del mundo que ha sufrido mayores recortes en sanidad”. Recortes que han terminado limitado el margen de maniobra ante una situación “para la que no estábamos preparados”.

Dentro del apartado sanitario, también Morón ha reprochado al gobierno autonómico su manejo con el material. “Ahora ha llegado, pero lo hace un mes tarde”, ha reprobado, recordando que en este tiempo ya han tenido que lamentarse más de 500 contagios entre sanitarios, además del fallecimiento de un médico aragonés. Sobre el material ha querido asimismo pronunciarse la portavoz de Chunta Aragonesista, Carmen Martínez, argumentando que quizá haya llegado de hora de que “todos y cada uno” de los gobernantes -de España y del mundo- empiecen a revelar lo que “realmente” está pasando en el mercado internacional. Un mercado desprovisto de toda “ética”, ha expuesto Martínez, y que se ha convertido en “subasteo”.

Y así, ha invitado a echar mano de la honestidad “¿Por qué no contamos la verdad?, ¿por qué no contamos la dificultad que estamos teniendo todos para llegar a ese material? Pues no creo que ningún dirigente no haya puesto toda la carne en el asador para salid de esta”, ha manifestado tajante, abanderando la una responsabilidad política que urge más que nunca. Una línea que también ha defendido el portavoz del Partido Aragonés, Jesús Guerrero, quien ha recordado que “de esta” habrá que salir aplicando la sensatez y la cohesión, haciendo valer el espíritu político aragonés en su máximo exponente. Un Aragón que es “tierra de pactos, de entendimiento, de prosperidad y de paz social”.

Print Friendly, PDF & Email

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies