Los libreros aragoneses reclaman el pago inmediato de las becas de libros de texto, pendientes desde hace seis meses

Las librerías adquieren los libros a través de editoriales y distribuidores, a los cuales abonaron las facturas antes de final de 2019

La Federación Aragonesa de Gremios y Asociaciones de Librerías (FAGAL), compuesta por las asociaciones provinciales de Zaragoza, Huesca y Teruel, reclama al Gobierno de Aragón “que realice de manera inmediata el pago de las becas de los libros de texto que todavía está pendiente tras seis meses de haberse iniciado el curso escolar”.

La Asociación “lamenta que un año más se vuelva a repetir la misma situación desde 2011, ya que perjudica seriamente el estado financiero de muchas librerías, cuya situación se ve aún más agravada por la declaración de estado de alarma del país, que ha supuesto el cierre temporal de muchos de estos establecimientos”.

Las librerías adquieren los libros a través de editoriales y distribuidores, a los cuales abonaron las facturas antes de final de 2019. La mayoría ellas se ven obligadas a solicitar un crédito en una entidad financiera para atender dichos pagos, a la espera de recibir la cuantía económica desde el Gobierno de Aragón.

Hay que reseñar que, a lo largo de 2020, el Ejecutivo ha realizado varios libramientos que han abonado parte de las facturas emitidas por librerías, pero todavía quedan más de 40 empresas pendientes de recibir dicho pago. En este sentido, el presidente de la Federación Aragonesa y Librerías de Zaragoza, Óscar Martín, recuerda que “esta deuda corresponde a materiales que fueron entregados a los alumnos en septiembre de 2019 y las librerías facilitaron toda la documentación a la DGA a mediados de octubre, por lo que dentro del propio año fiscal se debería hacer el abono para atender a las facturas de los proveedores y para poder pagar los impuestos”.

A partir de esa fecha, continúa Martín, “se abre un proceso administrativo en el área de servicio correspondiente dentro de la Consejería de Educación que se dilata en el tiempo hasta finales de febrero, fecha en la que la tesorería del Gobierno de Aragón fiscaliza la documentación para realizar el pago”.

Por este motivo, la Asociación señala que “este lento proceso administrativo ralentiza aún más el abono de las cuantías pendientes”. Además, en consultas realizadas recientemente por las librerías a los órganos competentes, la respuesta obtenida indica que “todos los documentos se encuentran en tesorería a la espera de ser abonados a las librerías, pero hasta el momento la DGA no da fecha concreta para este pago”.

Desde la Asociación de Librerías subrayan que “esta situación cercena la capacidad de desarrollo de las librerías y genera un escollo para la subsistencia de la hasta ahora magnífica red de librerías de nuestra Comunidad”. Además, indican que “hay que tener en cuenta que los libros de texto suponen una importante fuente de ingresos para librerías y en muchas vitales para poblaciones no muy grandes, facilitando así el acceso a la literatura durante todo el año a muchos posibles lectores de nuestro territorio”.

Finalmente, desde la Federación de Librerías Aragonesas se hace un llamamiento a todas las instituciones y políticos sensibles con la cultura y el desarrollo económico y comercial de Aragón “para que pongan de su parte con el fin de subsanar esta situación de forma inmediata y que en el futuro se abonen los pagos dentro del año natural en el que se realizan las entregas de material”.

Print Friendly, PDF & Email

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies