El sector inmobiliario aragonés ve necesario que las nuevas medidas den cobertura a las rentas de alquiler

En estos momentos existen numerosos negocios con las persianas bajadas que necesitarían ayuda para afrontar el alquiler de su local

El Gobierno de España aprobaba este martes el primer paquete de medidas económicas para frenar el impacto del coronavirus en el día a día de los ciudadanos, y las valoraciones de los distintos sectores no se han hecho esperar. Entre las acciones anunciadas se incluye una que afectaría especialmente al ámbito inmobiliario, pues aquellas personas en situación de vulnerabilidad podrán acogerse a una moratoria del pago de sus hipotecas. El objetivo, según argumentó el propio presidente Pedro Sánchez, es allanar el terreno financiero a las familias, evitando, además, que nadie sea desahuciado mientras dure la crisis sanitaria.

El presidente del Colegio de Agentes de la Propiedad Inmobiliaria de Aragón, Fernando Baena, ha compartido con Aragón Digital una primera evaluación al respecto, alertando de que todavía todo se encuentra en un estadio demasiado prematuro. En cualquier caso, considera que todo lo que tenga que ver con el retraso de pagos “está bien”, aunque contempla asimismo necesario que la medida se haga extensiva al ámbito del alquiler o pago de rentas en cualesquiera de sus versiones. En opinión de Baena, solo con el tema hipotecario, las medidas se quedan “algo cortas”, pues hay “muchísimos negocios con las persianas bajadas”, cuyos dueños deberán seguir asumiendo el alquiler de su local, a pesar de no percibir “ningún tipo de ingreso”.

En ese sentido, Baena argumenta que el ámbito inmobiliario es ampliamente “heterogéneo”, por lo que el sustento económico debiera, en todo caso, dar cobertura a todas sus modalidades. Aun así, es consciente de que apenas acabamos de entrar en esta situación tan desconocida para todos, por lo que habrá de analizarse cómo “reaccionará la ciudadanía” tanto en caso de recuperarse pronto la normalidad, como si no.

De no prolongarse esta situación, reconoce Baena que “sería asumible”, pues los negocios podrían llegar a soportarlo. De lo contrario, “el problema será más grave para todos”, zanja. En cualquier caso, el presidente de los administradores insiste en que en estos momentos “debemos ser optimistas”, aunque siendo conscientes de que la sociedad encara una crisis nunca antes vivida.

Print Friendly, PDF & Email

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies