Zaragoza cierra todos los equipamientos municipales y suspende las actividades no esenciales

El Ayuntamiento decreta el cierre temporal de todos los equipamientos no esenciales.

El Ayuntamiento de Zaragoza ha decretado el cierre temporal de todos los equipamientos y servicios municipales considerados como no esenciales para el día a día de la ciudad. La medida será al menos hasta el 31 de marzo. También decreta servicios mínimos para el personal municipal y se intentará fomentar el teletrabajo en lo posible.

En concreto se cierran equipamientos deportivos, guarderías, bibliotecas, museos, teatros, casa de juventud, oficina de turismo y todo aquello que no sea esencial. Son un paquete de medidas anunciadas por el alcalde Jorge Azcón, que ha definido como “drásticas” para que el aislamiento social “sea el máximo posible y la gente se quede en sus casas”.

La decisión supone la inmediata suspensión temporal de todas las actividades no esenciales dentro de los equipamientos municipales y, consecuentemente, la clausura de buena parte de los mismos, pero también la cancelación de todas las actividades en la vía pública de Zaragoza que conlleven la concentración de personas.

La medida no afectará a aquellos centros y servicios que se consideran esenciales para el funcionamiento de la ciudad y se toma tras las decisiones ya adoptadas por el equipo de gobierno en los últimos días para los centros de convivencia, la Casa de Amparo, el albergue municipal o la limpieza y desinfección del transporte público.

Hasta el próximo 31 de marzo, quedan suspendidas las actividades en los ámbitos educativo, cultural, deportivo, social, asistencial y vecinal, garantizando el mantenimiento de los servicios públicos esenciales de Policía Local, Bomberos, Protección Civil, atención inmediata a personas en situación de riesgo y exclusión social, transporte público, abastecimiento domiciliario de agua potable, recogida de residuos y limpieza diaria, servicios funerarios y mercados municipales mayoristas y minoristas.

En este sentido, seguirán funcionando, con las restricciones ya anunciadas, la Casa de Amparo y el albergue. También la atención en los centros municipales de Servicios Sociales, la primera atención a inmigrantes en la Casa de las Culturas y la atención a las mujeres víctimas de violencia de género en la Casa de la Mujer.

Además se mantendrán los servicios funerarios en el cementerio de Zaragoza limitando el aforo en las misas y velatorios (salvo en el caso de fallecidos por coronavirus, que quedan suspendidos), así como servicios de Urbanismo en el Edificio Seminario que se prestarán estableciendo turnos, previa cita y con horarios restringidos en lo que se refiere a la atención al público.

Seguirán abiertos del mismo modo los servicios de atención al público vinculados a tributos, contratación, registro general, prevención y tesorería. El Gobierno de Zaragoza ha decretado la reorganización del personal municipal de tal forma que se garantizarán los servicios esenciales, pero se autorizará al resto para que vayan a sus domicilios para teletrabajar a distancia. Quienes tengan hijos o mayores a su cargo tendrán las condiciones específicas que se desarrollarán en el Plan de Conciliación.

Por el contrario, se suspenden eventos, talleres, visitas escolares, cursos, actividades deportivas o actividades culturales de cualquier tipo. También mercados ambulantes o cualquier tipo de evento en la vía pública que suponga la concentración de personas, revocándose de inmediato las autorizaciones que ya se hubiesen concedido. De hecho, se van a cerrar las zonas de juegos infantiles de la ciudad.

El servicio de Voluntariado tampoco funcionará temporalmente y quedan cancelados los actos y plenos en todas las Juntas Municipales y Vecinales, que también se cerrarán. Desde hoy, se cierran al público centros cívicos, pabellones socioculturales en los barrios, casas de juventud y de tiempo libre, bibliotecas municipales, teatros, centros deportivos, campos municipales de fútbol, museos, salas de exposiciones u oficinas de Turismo.

Las escuelas infantiles, los conservatorios, las escuelas artísticas, la formación en centros sociolaborales y la escuela de jardinería cerrarán el lunes coincidiendo con la decisión del Gobierno de Aragón de suspender toda actividad educativa durante 15 días. Se han aplazado congresos y también se ha decretado la limitación de los aforos en la celebración de bodas, a las que solo podrán asistir los familiares más allegados.

Otros servicios de atención al ciudadano quedan suspendidos, como el de la Policía Local en el Cuartel Palafox, la oficina de taxis, la oficina de objetos perdidos y la oficina de tráfico. Todas estas tareas, como muchas otras, se pueden seguir desarrollando de manera telefónica o telemática a través de la web www.zaragoza.es.

El Ayuntamiento de Zaragoza distribuirá hoy carteles informativos para avisar a la población de las medidas adoptadas y se canalizará toda la información disponible a través del portal www.zaragoza.es. También se están disponiendo los medios para reforzar la atención telefónica a la ciudadanía y poder despejar las dudas que surjan sobre las decisiones adoptadas.

En este sentido, el acalde ha asegurado que todo lo que no sea esencial se va a cerrar y ha apelado a la responsabilidad y colaboración de los zaragozanos para frenar la expansión del coronavirus. Azcón ha garantizado el compromiso del Gobierno de Zaragoza, de la institución y de todos sus trabajadores para superar esta crisis sanitaria, así como la colaboración con el resto de instituciones implicadas en esta tarea.

Print Friendly, PDF & Email

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies