Los patinadores de Zaragoza quieren evitar el derribo del Skate Park y Azcón asegura que solo es una especulación

La concentración se ha celebrado en el Skate Park de Zaragoza

Distintos colectivos zaragozanos de patinadores se han concentrado este sábado para pedir al alcalde que aclare el futuro del Skate Park, ante el miedo a que se destruya para construir pisos que financien un futuro nuevo campo de fútbol. El alcalde de Zaragoza, Jorge Azcón, ha querido calmar la situación argumentando que “de momento”, según ha dicho, “esto es una especulación”. También ha hecho hincapié en que, de cara a la construcción de un nuevo estadio, “por supuesto respetaremos todos los equipamientos que tiene la ciudad y haremos otros nuevos”.

Los patinadores consideran que “no es de recibo” que el gobierno del Partido Popular y Ciudadanos “pretenda recalificar el suelo del Skate Park para que construir pisos con los que hacer frente a la millonaria inversión que hace falta en La Romareda”.

Los colectivos afectados han calificado de “auténtica barbaridad” esta posibilidad ya que la instalación ha sido reformada hace apenas dos años, con una inversión de 150.000 euros. El Skate Park “es utilizado todos los días por muchas personas, desde niños pequeños que acuden con sus padres los fines de semana, hasta skaters que llevan décadas subidos a sus patinadores”, ha recalcado el portavoz de Zgz Skateboarding, Nacho Romanos, durante la concentración que han celebrado en dicha instalación deportiva.

Recuerdan que el mundo del skate de la ciudad “no es un mero hobby de unos pocos, sino una actividad económica de la que viven muchas personas”. No solo por las tiendas que venden material, sino porque Zaragoza es cuna de dos marcas de monopatines consolidadas a nivel internacional.

“La capital aragonesa no puede retroceder, cuando todas las grandes y medianas ciudades españolas están apostando más que nunca por aumentar y mejorar sus skateparks”, ha asegurado Romanos. Y no solo eso, “también pequeños municipios de todo el país y de Aragón, como Alfamén o San Mateo de Gállego ya cuentan con estas instalaciones, necesarias hoy día para convertirse en verdaderas ciudades del siglo XXI”.

Por todo ello, avisan que esta concentración es solo el principio de muchas acciones reivindicativas que llevarán a cabo los próximos meses hasta conseguir que Azcón “rectifique en su empeño de reformar La Romareda a costa de perjudicar gravemente la vida de muchos zaragozanos”.

Azcón lo califica de “especulación” 

“Que no se preocupen porque nadie va a dejar de utilizar su monopatín ni sus patines en la ciudad ni nadie va a dejar de hacer el deporte que veía haciendo”, ha resaltado el alcalde, quien se ha mostrado confiado de que “seremos capaces de encontrar la financiación necesaria para acometer un problema de ciudad, que es acometer un nuevo campo que es necesario, y más este año que seguro que subiremos a Primera División”.

Y es que el alcalde considera “evidente” que el Ayuntamiento y su equipo de gobierno está “convencido” de que la ciudad, “después de 63 años de campo de fútbol, tiene que tener un nuevo estadio”, ha manifestado.

Azcón reconoce la necesidad de ponerse de acuerdo con el Gobierno de Aragón en cuanto a los aprovechamientos urbanísticos que tienen que financiar el campo. “Tenemos que ponernos de acuerdo a la hora de saber dónde podemos materializar la financiación”, ha reconocido el alcalde, quien ha aprovechado también para dejar claro que “hoy no está definido”.

Print Friendly, PDF & Email

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies