El Gobierno PP-Cs recuperará la posesión del Centro Social Kike Mur y le dotará de usos

El Gobierno ya cuenta con el centro

El Pleno del Ayuntamiento ha aprobado instar al Gobierno de Zaragoza a presentar un informe jurídico con las posibilidades de actuación para llevar a cabo la recuperación del inmueble de la antigua cárcel de Torrero, así como un estudio de las alternativas y posibilidades de uso de este espacio público. La moción, presentada por Vox, ha contado con el respaldo de Partido Popular y Ciudadanos y el rechazo del Partido Socialista, Zaragoza en Común y Podemos-Equo. El consejero municipal de Urbanismo y Equipamientos, Víctor Serrano, ha apostado por recuperar la posesión del equipamiento y dotarle de usos para evitar su degradación.

El portavoz municipal de Vox, Julio Calvo, ha criticado que el equipamiento se encuentre ocupado ilegalmente por un colectivo autogestionario “ante la pasividad de los sucesivos gobiernos municipales”, una situación “indeseable”, ha dicho, a la que, según Calvo, “convendría poner fin lo antes posible”. El edil ha cargado también contra la naturaleza de las actividades que se desarrollan allí, “no precisamente caracterizadas por su civismo”, ha destacado y que “aconsejarían al margen de la ilegalidad de su ocupación, el desalojo inmediato”.

El consejero municipal de Urbanismo, Víctor Serrano, considera que hay que acompasar el momento jurídico y recuperar la posesión de un inmueble “con el hecho indudable de que estaremos atentando contra el propio bienestar físico si no lo dotamos de un uso concreto”. Por ello, se ha decidido recuperar el expediente administrativo y acompasar los informes jurídicos correspondientes con la dotación de un programa de usos que nos definan qué es lo que podemos y debemos hacer. Y todo, ha dicho Serrano, “con el máximo consenso”.

El socialista Ignacio Magaña ha recordado su apuesta por convertir este edificio en un Centro de Memoria Histórica. Allí fueron fusiladas unas 1.700 personas durante la Guerra Civil, ha recordado el edil del PSOE, quien considera que este equipamiento es un complejo de memoria histórica, y ha criticado que la intención de Vox sea “agitar el avispero”.

Para la concejal de Zaragoza en Común Luisa Broto esta moción busca “crear un problema donde no lo hay”. Como presidenta de la junta de distrito de Torrero, tanto de este como del anterior mandato, ha subrayado que no se ha recibido ninguna queja, lejos de ello, asegura las entidades del entorno aseveran que las actividades “revierten en el barrio”. Broto reconoce que no hay una rentabilidad económica, “pero sí se le está dando una rentabilidad social al edificio”, donde se realizan ciclos de cine, charlas, conciertos, actividades del 8-M, así como cientos de asambleas de movimientos ciudadanos, ha remarcado.

El portavoz municipal de Podemos-Equo, Fernando Rivarés, ha recordado que el inmueble ya es propiedad municipal por lo que “no hay nada que recuperar”. Al margen de ello, el edil se ha referido a uno de sus puntos del programa electoral, en el que proponen crear un Centro de la Memoria Histórica, en colaboración con el Gobierno de Aragón.

Print Friendly, PDF & Email

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies