Lorén cree que el nuevo itinerario de solicitud de ayudas urgentes “puede incluso agilizar el cauce”

Lorén ha criticados las "aseveraciones alarmistas" de la oposición. Foto: Dani Marcos

El consejero municipal de Acción Social y Familia, Ángel Lorén, ha dejado claro que el nuevo protocolo para la solicitud y tramitación de las Ayudas de Urgente Necesidad no va a cambiar con este proyecto presupuestario. Esto, ha dicho, “son aseveraciones alarmistas que no contribuyen en nada para mejorar el sistema”. De hecho, el nuevo itinerario, ha anunciado el consejero, “incluso podría agilizar la tramitación”. Así lo ha aseverado en la Comisión del Área que se ha celebrado este jueves.

Hasta ahora el procedimiento se formaba de siete pasos hasta la concesión definitiva de la ayuda de urgente necesidad. En primer lugar, la solicitud de la ayuda de oficio, que se hacía en la Oficina de Servicios Sociales. En segundo lugar, se valoraba el cumplimiento de los trámites estipulados para determinar la procedencia y se hacía por parte de los trabajadores sociales en los centros municipales, con una elaboración de propuesta de valoración de concesión o denegación. En tercer lugar se encuentra la validación informática de las jefaturas de sección, que detectaba posibles incidencias en las propuestas y si era así se remitía para su subsanación. El cuarto paso es, en vista de lo anterior, que el responsable del área hacía una resolución denegando o concediendo. En el quinto paso, se procedía a notificar la resolución a la Intervención. En el sexto paso se enviaban las ayudas concedidas a la Tesorería Municipal y, finalmente, se procedía al pago.

Estos siete pasos suponían una media de unos 18 días de tramitación y el nuevo itinerario que se establece “por requerimiento, por exigencias legales y por homologación con el protocolo del Gobierno de Aragón”, ha aclarado el consejero, incrementa un solo paso en la quinta etapa, cuando se remitían las ayudas a la Intervención municipal para llevar a cabo la fiscalización. Es aquí donde se ha incluido, como novedad, “un equipo de trabajo con seguimiento para la metodología que se va a seguir”, ha explicado Lorén.

“Es un esfuerzo del área y de los trabajadores públicos, que por primera vez en décadas se han sentado en una mesa para establecer protocolos comunes y saber qué tiene que hacer cada uno para evitar incidencias”. Y todo eso, ha destacado Lorén, “con el compromiso de la Intervención de que no supondrán retrasos”. De hecho, ha agregado, la Intervención “tiene el convencimiento de que incluso puede ser más ágil”.

Lorén ha reconocido que todo su Departamento es consciente de que la modificación de un cauce administrativo “puede conllevar problemas”. Eso sí, también ha hecho hincapié en que, tanto él como los técnicos, “hacemos todo lo posible por subsanarlo, de forma que incluso pueda ser el cauce más rápido”.

A pesar de las explicaciones, la concejal socialista Ros Cihuelo ha mostrado su preocupación por cómo ha gestionado el consejero las ayudas de urgencia en el proyecto presupuestario, separando las prestaciones para alimentación del resto de ayudas económicas en dos partidas. “Estamos convencidos de que será absolutamente imposible de que las personas conozcan el nuevo protocolo de actuación”, ha lamentado Cihuelo, quien tiene claro que, con este nuevo modo de gestión, “habrá muchas menos solicitudes, pero no porque no haya necesidades, sino porque no sabrán cómo solicitarla, ni como iniciar la tramitación”, ha subrayado.

 

Print Friendly, PDF & Email
Más artículos
La reforma de la avenida Navarra arreglará un tramo entre Torres Quevedo y paseo de Calanda en 2020

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies