El Huesca recupera la senda de la victoria tras superar al Real Zaragoza (2-1)

Los goles de Okazaki y Josué Sá sirvieron para doblegar el de Alberto Soro | Foto: SDH

Se llevó la Sociedad Deportiva Huesca el enfrentamiento ante el Real Zaragoza en un partido vibrante. Los goles de Okazaki y Josué Sá sirvieron para doblegar el de Alberto Soro, y de esta forma los oscenses superan en la clasificación a los maños, que terminaron con dos jugadores menos. Ambas aficiones se hicieron sentir sobre el césped y protagonizaron un encuentro de altos vuelos.

Saltaban al césped del Alcoraz los dos equipos siendo conscientes de que estaban en juego mucho más que tres puntos. El Real Zaragoza lo hacía con un once clásico, compuesto por Ratón en portería, Delmás y Nieto en los laterales y Guitián y Clemente completando el centro de la defensa. Eguaras y Guti ejercían de doble pivote, y Shinji Kagawa y Soro completaban la segunda línea. Arriba, Luis Suárez y Puado.

Sin embargo, el Huesca optaba por una revolución. Álvaro Fernández custodiando la portería, bandas para Luisinho y Pedro López y Josué Sá con Pulido de pareja de centrales. En el centro del campo Eugeni, Mosquera y Mikel Rico tratarían de tener el control de la pelota. El tridente arriba lo componían Ferreiro, Okazaki y Sergion Gómez.

Se vestía de gala el campo oscense para acoger el enfrentamiento aragonés más disputado del momento. Ninguno podía fallar y la hinchada del Alcoraz apretaba más que nunca. Eso sí, los zaragocistas desplazados retumbaban como si ocupasen todo el fondo. El corazón ganaba por goleada a la garganta.

Los primeros compases del encuentro servían de tanteo. Una aproximación sin gran peligro de cada uno de los aragoneses ponía algo de emoción para los entregados espectadores. Con diez minutos de juego Kagawa remataba mal un balón dentro del área que podía suponer el 0-1, pero el esférico se iba directamente fuera. Las fuerzas estaban muy equilibradas pero eran los blanquillos –avispas ante el Huesca- los que generaban peligro más claro.

Con el empuje de su grada, se adelantaba el Huesca por medio de Okazaki, pero el VAR lo anulaba, y en la siguiente jugada era Luis Suárez, en el minuto 17, el que podía hacerlo. Peleó por meter el esférico en el área pero Luisinho estuvo atento para evitar el remate. Pero Okazaki no iba a dejar pasar una segunda oportunidad. Antes del 20 remataba al fondo de la red para, esta vez sí, poner el 1-0 y El Alcoraz patas arriba.

Aun así, los zaragozanos no se venían abajo por ir detrás en el marcador. Y en el 28, el otro japonés, Shinji Kagawa lanzaba una falta al larguero. No había tregua en el campo oscense, donde la afición zaragocista se dejaba sentir cada segundo. Entre tanto, Okazaki remataba fuera y no podía poner el segundo local en el electrónico. Llegó a pedir El Alcoraz mano de Guitián pero, tras una corta revisión, no se estimaron las quejas y el partido continuaba.

Llegaba el Real Zaragoza a zona de tres cuartos con facilidad, pero no acertaba a la hora de llevar el balón al fondo de la portería. El Huesca las tenía más claras y contaba con más acierto, y así se reflejaba en el marcador. Ahora bien, los blanquillos tienen mucha dinamita. Shinji condujo el balón y se lo dio a Puado, que controló, se fue hacia dentro y metía un pase perfecto a Soro. Este, solo ante la portería, fusilaba a Álvaro y hacía la igualada. Con el éxtasis visitante se llegaba al descanso. Todo por decidir y los nervios a flor de piel para afrontar una segunda parte que dictaría sentencia.

Segunda parte

Era el Huesca el que proponía más tras el paso por vestuarios. Sergio Gómez tuvo un par de internadas que no terminaron en gol después de poner el balón al corazón del área, pero seguían luchándolo. De hecho, el nipón local tuvo en sus botas el segundo de nuevo, pero no acertó en el remate. Sin embargo, el Real Zaragoza empezaba a despertar. Se la jugó James Igbekeme recién entrado al campo por Eguaras por una entrada a Pedro López, pero solo vio la amarilla. A continuación, el colegiado también se la enseñó a Luis Suárez, que vuelve a estar advertido.

Tras una falta de Guitián con su correspondiente amarilla, Sergio Gómez botaba una falta desde la izquierda, Ratón no salía y Mosquera dejaba el balón para que la empujase Josué Sá. 2-1 para la Sociedad Deportiva Huesca y un Real Zaragoza que tenía que volver a remontar. La cosa se torcía más para los de la capital al quedarse con uno menos. Delmás se iba a vestuarios tras una entrada a Sergio Gómez. Había sido rigurosa, pero los avispas se quedaban con 10.

Guitián tampoco acabaría el partido. Fue listo Okazaki y provocaba la segunda amarilla del cántabro. Con nueve era prácticamente imposible. De nuevo, muy rigurosa la expulsión. Aun así, querían el gol los de Zaragoza. Otra amarilla más para Guti y, mientras las anteriores eran dudosas, esta no tenía ningún tipo de sentido.

Moría el partido hasta que, después de cinco de añadido, el árbitro pitaba el final. El Huesca se llevaba la victoria en su enfrentamiento ante el Real Zaragoza y, de esta forma le superaba en la clasificación. Los altoaragoneses ascienden hasta la tercera posición mientras que los maños se ponen un puesto por detrás. Aragón puede estar orgulloso de la primera vuelta que han realizado sus dos equipos insignia.

Print Friendly, PDF & Email

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies