La DGA anuncia la licitación de seguridad privada por valor de 35 millones de euros

La duración del contrato se prolongará hasta 2024 y superará los 35 millones de euros

El secretario general de Presidencia y Relaciones Institucionales, José Luis Pinedo, ha anunciado este jueves la licitación de un contrato homologado de servicios de seguridad privada por valor de más de 35 millones de euros. El acuerdo ha contado con la colaboración de la Unidad de Policía Adscrita (UPA) y las aportaciones de los diferentes colectivos del sector “en aras de mejorar el contrato”, según Pinedo.

A pesar de no poder detallar el número de plazas, el secretario de Presidencia ha afirmado en la celebración del Día de la Seguridad Privada en Aragón que el acuerdo se publicará en el Boletín de la Unión Europea y se prolongará cuatro años, hasta 2024. Allí, ha señalado que las previsiones de crecimiento para el cierre de este año se estiman en un 4% para el sector de la seguridad privada y en un 3,5% en el área de vigilancia.

“No hablo de privatizaciones”, ha expresado Pinedo, “simplemente de lógica en el sentido de que, como en otros ámbitos, se puede caminar hacia la colaboración entre lo público y lo privado, como de hecho ya se experimenta en el día a día de la vigilancia de sedes” a cargo de la UPA, que, desde su creación en 2007, ha ido adquiriendo competencias hasta la vigilancia de los edificios del Gobierno de Aragón.

No obstante, el secretario ha explicado que, con los recursos humanos con los que cuenta la UPA, resultaría “imposible” cubrir la seguridad de todos ellos, como el Edificio Pignatelli, que recibe a 2.000 personas diarias; la Aljafería, cuyas puertas las atraviesan 250.000 individuos al año; o la Ciudad de la Justicia, con cerca de 5.000 personas al día.

En este sentido, el subdelegado del Gobierno de Zaragoza, José Abadía, ha indicado que la seguridad privada emplea a 2.500 personas en la ciudad. Un crecimiento, ha asegurado pese a la falta de datos de años anteriores, que la Delegación valora “enormemente” y ha pretendido reconocer con la Comisión Provincial de Seguridad Privada de Zaragoza, que no se publicaba desde 2009.

La seguridad es “un valor social porque está unido a la libertad, la igualdad y la defensa de estos valores”, ha apuntado Abadía, quien ha reconocido los beneficios de la seguridad privada, ya que contribuyen a aminorar riesgos asociados a la actividad industrial o mercantil, a dotar de una seguridad adicional a la seguridad pública y satisfacer sus labores de investigación.

Es decir, “se configura como una medida de anticipación”, pero también “como parte integrante de la seguridad pública”. Para ello, ha incidido Abadía, resulta esencial la formación y motivación del personal, junto con unas decentes condiciones laborales y una correcta actividad sindical que los defienda.

Tras sus intervenciones se ha procedido a la entrega de menciones al personal de seguridad privada por parte del Cuerpo Nacional de Policía e Instituto de la Guardia Civil, así como la insignia de oro al inspector de Policía, Esteban Zorrilla, y la de plata al general jefe de la octava zona de la Guardia Civil en Aragón, Carlos Crespo, y al jefe superior de Policía de Aragón, Juan Carlos Hernández Muñoz.

Al acto también han acudido don Javier Villalba Olivella y el coronel jefe de la Comandancia de la Guardia Civil de Zaragoza, José Antonio Mingorance, quienes junto a todo el salón de actos han realizado un homenaje al personal de seguridad fallecido este año.

El refuerzo privado de la Policía Nacional ha propiciado 1.300 colaboraciones

El jefe superior de Policía de Aragón ha apuntado que la seguridad privada ha sufrido un proceso de profesionalización y de contribución económica, que ha dado empleo a más de 500.000 personas y cerca de 1,13 millones de servicios comunicados durante el año pasado en España.

En Aragón, la Policía Nacional ha realizado 1.265 inspecciones, 1.300 colaboraciones y se han tramitado 146 habilitaciones y 236 reuniones con el sector privado. Asimismo, Hernández Muñoz ha reconocido que la inclusión de este personal en la Red Azul ha contribuido a desarrollar su labor.

Actualmente, la Red Azul cuenta con 1.600 miembros de seguridad privada en el país y la Policía Nacional ha formado a 6.000 personas del sector, un 11% más que el año pasado.

La tasa de criminalidad se ha reducido

A pesar del incremento de la delincuencia en Aragón en un 50% este año, Abadía ha sacado pecho de la inferioridad de esta tasa respecto a la media nacional. Asimismo, ha confirmado que estos datos que reveló el Ministerio del Interior pertenecían al primer semestre y que en el segundo lo han revertido “perfectamente” gracias al grupo especial de la Jefatura Superior de Policía.

Print Friendly, PDF & Email
Más artículos
Aragón suma 32 fallecidos en 24 horas y un total de 30 nuevas altas

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies