Casademont Zaragoza firma su mejor arranque en Liga Endesa tras vencer a Bilbao Basket (84-61)

El choque comenzó a encarrilarse antes del descanso y se rompió en el tercer cuarto

El Casademont Zaragoza sumó su cuarta victoria ante RETAbet Bilbao Basket para firmar el mejor arranque de su historia en la ACB y hacer soñar a la “marea roja” (84-61). El choque, igualado en el inicio, comenzó a encarrilarse antes del descanso y se rompió en el tercer cuarto, donde se sumó un parcial de 27-18, con un equipo desbocado que dio un zarpazo al rival, comandado por un imperial DJ Seeley.

El choque amaneció con el marcador perezoso hasta que tres triples vascos pusieron un 0-9 (minuto 3), que Alocén desde más de 7 metros y DJ Seeley con un 2+1 que sacó a Rafa Martínez, dejaron el tanteador más acorde al equiparado inicio. Justiz rotó a Vázquez mediado el primer tramo y Brussino con otro triple igualó a 11 en el minuto 6. Casademont Zaragoza subió la intensidad en defensa y con el acierto en ataque de Justiz y Benzing puso un 14-11 en el marcador para dar la primera delantera a los de Fisac. La segunda falta del alemán rojillo supuso la igualada a un 14, pero con 12 segundos por jugar. Ahí, la estrategia dio a Justiz el 16-14 y la ventaja rojilla para cerrar el primer cuarto.

Casademont cambió de modo y ajustó la defesa, cerró el rebote y DJ firmó el 18-14. El equipo había encontrado el camino y el dulce momento se aderezó con un triple de Barreiro y con sendos mates de Seeley y Krejci para 25-17 (minuto 14), con tiempo muerto de Mumbrú. Rouselle y Rafa Martínez eran las soluciones en Bilbao, pero el equipo no cambiaba el rumbo (29-21). En ataque el equipo de Fisac se encontraba cómodo con circulaciones rápidas, buscando decisivos pases interiores como en el 2+1 de Vázquez (34-25) que encarriló la ventaja zaragozana al descanso: 36-27.

Segunda parte

Tras la pausa, ambos equipos subieron el nivel de exigencia, y ahí Bilbao acortó la distancia a un 38-33. Un espejismo porque en dos anotaciones, un 4-0 para navegar con +9 Casademont Zaragoza en otra racha de buen juego local que aprovechó Justiz para poner máxima diferencia +11, que aumentaron Radovic y DJ hasta el 53-37 mediado el tercer acto. Seeley estaba excepcional, con un 3+1 a Rafa Martínez y puso a Casademont Zaragoza viento en popa hacia la victoria, cerrando el cuarto con un 63-45.

El último cuarto se fue a un 73-50 en un suspiro y Mumbrú tuvo que pararlo con un tiempo muerto. Sin embargo, el asunto no parecía tener vuelta de hoja. Los de Fisac iban destacados y atraparon una victoria histórica ante un “marea roja” que disfrutó como en la campaña pasada con el 84-61 final, viendo la rasmia y el coraje del ADN rojillo.

Print Friendly, PDF & Email

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies