El Servet impulsa un proyecto nacional de humanización de las Unidades de Lesiones Medulares

En esta unidad, de alta especialización ingresan 75 pacientes al año con estancias muy prolongadas

Humanízale es el nombre del primer proyecto integral y nacional de humanización de la atención sanitaria en lesión medular. Está impulsado por el Hospital Universitario Miguel Servet (HUMS) y en él participan otros trece centros españoles.

Esta iniciativa tiene varias líneas de actuación que implican desde cambios en la forma de trabajar (se apuesta por la integración multidisciplinar); modificaciones estructurales (adecuación de salas, cambios en la iluminación); variaciones en rutinas de trabajo (gestión de la atención nocturna sin desvelar al paciente, silencio en el control de planta); y nuevos enfoques (la cooperación entre familiares y/o pacientes, la comunicación entre implicados, formación de los profesionales en nuevas estrategias…).

La ULME del Servet es una Unidad de alta especialización que atiende de forma integral a pacientes con lesión medular, con el objetivo de conseguir su rehabilitación. Cada año, ingresan aproximadamente 75 pacientes agudos con lesión medular en esta Unidad y se hace seguimiento a 1.150 pacientes, realizando al año 450 revisiones programadas y 270 revisiones a demanda. Estas personas son atendidas por un equipo sanitario multidisciplinar de 44 profesionales entre médicos rehabilitadores, enfermería, técnicos auxiliares de enfermería, fisioterapeutas, terapeutas ocupacionales, logopedas, psicología, y trabajo social a jornada completa o parcial.

Un concepto global

“Queremos tener en cuenta el concepto global de la persona, con sus creencias, con su forma de ser, con sus prioridades en la vida. Los proyectos de humanización intentan, dentro de la asistencia sanitaria, tener en cuenta esas cosas y dar cabida a toda esta pluralidad”, ha destacado el doctor Ricardo Jariod Gaudes, jefe de Sección de la Unidad de Lesionados Medulares (ULME) del Hospital Universitario Miguel Servet.

Jariod y la supervisora de la ULME, la enfermera Isabel María Terrer Pérez, son los impulsores en el Servet de Humanízale, una iniciativa sanitaria en la que participan todas las especialidades referentes de las Unidades de Lesión Medular de España.

Para Terrer, “la humanización es una filosofía que pone al paciente en el centro de los cuidados y tiene en cuenta sus necesidades emocionales, además de sus necesidades de curación físicas”. “Se trata – ha añadido- de un cambio de modelo en la atención sanitaria que pasa de una visión paternalista a una atención participativa e integradora”.

“Existe un gran desconocimiento sobre el valor que aportan las Unidades de Lesión Medular”, ha apuntado Ricardo Jariod. “Nuestro nivel de especialización es esencial –ha añadido- para garantizar la atención integral del lesionado medular y promover la recuperación de estos pacientes”. En Humanízale, ha añadido, “se va a enfocar en la necesidad de tener en cuenta la dignidad de pacientes, cuidadores y profesionales. Al mismo tiempo, va a potenciar la comunicación para dar a conocer las áreas de mejora que son esenciales, por una parte, y a difundir la calidad de la atención y el trabajo que se desarrolla en cada ULME, por otra”.

De momento, el proyecto acaba de dar sus primeros pasos. Los expertos han aportado sugerencias que se están poniendo en común para elaborar una Guía consensuada de Humanización de Cuidados en Lesión Medular para el próximo otoño.

Print Friendly, PDF & Email
Más artículos
Azcón espera a los informes técnicos que dictaminen si puede haber circo con animales

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies