Etopia ofrece un recorrido sensorial por cinco laboratorios del ámbito biosanitario

Abre sus puertas en Etopía Centro de Arte y Tecnología la exposición Ciencia con Sentido: Un itinerario sensitivo a tu alcance. Se trata de una muestra que permite realizar un recorrido sensorial a través de cinco laboratorios del ámbito biosanitario para conocer mejor así su labor en la sociedad. En ella se descubre cómo es el día a día de un laboratorio y cómo el personal técnico trabaja en coordinación para alcanzar el objetivo común de mejorar nuestra salud.

En la exposición se puede escuchar, tocar, oler y experimentar, cerrar los ojos y convertirse en científico por unos minutos. Se trata de la primera exposición Ciencia con Sentido con un itinerario sensitivo basado en explorar la ciencia a través de cuatro de los cinco sentidos.

El director de Etopía Centro de Arte y Tecnología, Gerardo Lahuerta, “es una exposición diferente y que tiene un perfecto encaja en una de nuestras líneas de actividad como es la divulgación de la ciencia ciudadana y de la investigación biosanitaria”.

Para la directora gerente del Instituto Aragonés de Ciencias de la Salud IACS, Sandra García Armesto, “como sociedad hemos descuidado un poco esta parte de lo que tiene que ser el acervo cultural de un ciudadano y que es necesario y una obligación de los centros que nos dedicamos a la ciencia y a la innovación por incrementar este conocimiento científico no se trata de que la gente se convierta en científicos sino de que tengamos incorporadas nociones elementales que son parte de nuestra vida cotidiana”.

Laboratorios científicos

El primer laboratorio en el recorrido hace referencia al cultivo celular. El uso de cultivos celulares es imprescindible para las investigaciones que están relacionadas con el cáncer, la inmunología o el diseño de vacunas, entre otras muchas. En la recreación de este laboratorio se podrá ver cómo el equipo de investigación prepara las células que recubrirán un implante cerámico. El visitante podrá descubrir cómo se alimentan, dónde viven, cómo se multiplican y sentirse parte del equipo trabajando en una cabina de flujo laminar.

Proteómica es el segundo laboratorio. En este módulo se podrán conocer los materiales que utilizan nuestros científicos y científicas para conseguir aislar e identificar una proteína importante para su investigación, con la que se podría identificar el estado de salud de las personas y diagnosticar o detectar enfermedades.

El tercer laboratorio es el animalario. Allí, y bajo la evaluación de una Comisión Ética, los investigadores harán las primeras pruebas de su implante en el hueso de un ratón. El objetivo es confirmar que los resultados obtenidos en las células, en el laboratorio de Cultivo celular, son correctos.

La cirugía experimental es el cuarto espacio, allí el visitante comprobará cómo trabajan médicos y médicas, veterinarios y veterinarias, así como otro personal sanitario para colocar el implante recubierto con células sobre el hueso de un cerdo y probar, bajo código ético, un nuevo tratamiento antes de que llegue a los hospitales.

El último paso es la anatomía patológica. En laboratorios como éste, se trabaja con muestras de diferentes tejidos para realizar un diagnóstico correcto en las biopsias o citologías, además también se pueden determinar las causas del fallecimiento de una persona tras una autopsia. Una vez obtenida una muestra del hueso del cerdo donde han injertado el implante, el personal técnico la hará muy fina. El equipo de investigación y el podrán analizar cómo ha ido la integración y la regeneración del hueso mirando a través del microscopio.

Print Friendly, PDF & Email
Más artículos
Los Festivales de los Castillos de Aragón arrancan este jueves su segunda parada en Valderrobres

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies