Javier Sanz: “Vimos que había un nicho de mercado sin cubrir en Aragón de lácteos ecológicos y decidimos ir a por él”

Javier Sanz reconoce que en un futuro les gustaría expandir su empresa al resto de España

Torreconde es una explotación de vacuno que produce leche, queso fresco y yogur creada por los hermanos zaragozanos Javier y Juan Sanz. La diferencia con otras explotaciones es que sus productos son ecológicos, algo que la convierte en una explotación única a diferencia de otras existentes en la Comunidad.

Ambos hermanos estudiaron Ingeniería Técnica Agrícola y vieron que tenían un nicho sin cubrir con mucho filón en el mercado. Fueron madurando la idea y decidieron arriesgarse con su propia empresa. Una empresa que hace honor a sus orígenes, ya que como recuerda Javier, “mi abuelo tenía la explotación en un paraje del barrio de Santa Isabel que se conoce como la Torre del Conde” y por ello, decidieron llamar a su empresa Lácteos Torre del Conde.

En la actualidad tienen en su explotación unas 30 vacas que se ordeñan mediante un robot de ordeño y que producen alrededor de 300 litros diarios. Todas ellas pueden salir a pastar a las 20 hectáreas de pasto de las que disponen ambos hermanos. De momento, son optimistas, ya que están recibiendo una respuesta muy positiva por parte de sus clientes y ya están planeando expandir su producto a otras partes de España.

Pregunta.- ¿Cómo surgió la idea de crear vuestra marca Lácteos Torreconde?
Respuesta.- Mi hermano y yo hemos estudiado Ingeniería Técnica Agrícola, además, ya teníamos otros negocios y durante tres años estuvimos madurando este proyecto de montar una ganadería. Creíamos sobre todo en la producción ecológica y en el bienestar animal. Esos puntos los teníamos muy claros, otro de ellos era que teníamos que comercializar lo que producíamos, no podíamos simplemente producir para que lo vendiesen otros.

Ambos hermanos son ingenieros y decidieron crear su propia empresa para producir sólo lácteos ecológicos
Ambos hermanos son ingenieros y decidieron crear su propia empresa para producir sólo lácteos ecológicos

P.- ¿Ha sido difícil emprender?
R.- Emprender es muy complicado, sobre todo al principio, es muy complejo. Pierdes mucho dinero e inviertes mucho tiempo. La parte positiva es que no hemos tenido muchas trabas en el tema de administración y papeles, algo que al resto de las personas les suele costar y que a nosotros se nos ha dado bien. Pero es complejo y hasta que te haces un hueco y la gente te conoce es complicado.

P.- Su abuelo fue ganadero vacuno, ¿por qué han querido seguir con esta tradición?
R.- A nosotros nos ha gustado desde siempre el tema de los animales y el ganado y en cierto momento vimos la oportunidad de un nicho de mercado en Aragón en el que no se estaban produciendo ni lácteos, ni leche ecológica y entonces optamos por ello. Observamos que aquí no se estaban produciendo estos productos, pero sí que se estaban consumiendo, por ello dimos el paso.

P.- ¿Qué financiación han utilizado para poder llevar a cabo todo lo que han hecho hasta el momento?
R.- Hemos usado recursos propios, también hemos pedido financiación a bancos y las vacas en este caso las financiamos por leasing. Se trata de una novedosa fórmula a través de la cual hemos adquirido nuestras vacas mediante un alquiler que pagaremos durante cinco años, tras el cual, y una vez embolsada la última cuota, pasarán a ser de nuestra propiedad.

En la explotación producen alrededor de 300 litros de leche diarios
En la explotación producen alrededor de 300 litros de leche diarios

P.- ¿Cuál es la diferencia entre su leche ecológica y la que se puede comprar en otros establecimientos?
R.- Hay varias diferencias. La principal es que las vacas están en un sistema de producción ecológico, eso quiere decir que, aparte de que la alimentación es totalmente ecológica, las vacas tienen un espacio para andar, tienen acceso al campo libremente y sus crías no pueden ser alimentadas más que con leche de la madre. Son una serie de normas que hay que cumplir y que miran sobre todo por el bienestar animal. Una vez que hemos producido la leche de esta manera, nosotros la pasteurizamos, con lo cual es leche fresca, que tiene otro sabor. Además, a esta leche no le hacemos nada aparte de pasteurizarla, es decir, no homogenizamos su grasa, no la estandarizamos, tal como sale de la ubre de la vaca, se pasteuriza y se envasa.

P.- ¿Qué otros productos ecológicos venden?
R.- Esta leche no sólo la envasamos en botes de cristal, sino que a partir de ella también hacemos yogures naturales, queso fresco, queso semicurado, queso curado y queso de untar. El resultado es una gama de productos exquisitos y con un sabor muy diferente al de otras explotaciones.

P.- ¿Se plantean expandir el negocio y abrir más tiendas en España o en Europa?
R.- Primero vamos a abastecer el mercado aragonés y luego no nos importará expandirnos a otras partes de España. Europa ya lo vemos más complicado, porque son productos perecederos, ya que se fabrican y en un día tienen que estar en su destino. Pero claro que no nos vamos a poner límites, de hecho tenemos pensado ampliar y alcanzar más territorio.

Print Friendly, PDF & Email

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies