Dos de cada tres encuestados admite sentirse culpable por no encontrar su talla en las tiendas

Cihuelo ha recordado que se están realizando talleres en diferentes colegios aragoneses

La Asociación Aragonesa de familiares de enfermos con un Trastorno de la Conducta Alimentaria (Arbada) ha presentado una encuesta realizada a jóvenes aragoneses sobre su satisfacción con las tallas de ropa. El 86% de los participantes reconoció que su talla varía en función de la prenda y dos de cada tres aseguraron que esta situación les hacía sentirse culpables.

El estudio, en el que también ha participado el Gobierno de Aragón, ha preguntado a un total de 300 jóvenes aragoneses aleatorios con edades comprendidas entre 15 y 35 años. De esta forma, se ha detectado que casi la mitad (46,3%) se sentían molestos por las variaciones de las tallas de ropa en función de la marca o el tipo de prenda.

Un problema que afecta en mayor medida a las mujeres, ya que el 80% de los encuestados molestos por estos cambios de talla eran de género femenino. Además, casi cuatro de cada diez encuestados se sienten responsables al comprobar que su talla ha cambiado.

La presidenta de Arbada, Edurne Larrarte, se ha mostrado alarmada por las respuestas recogidas y “la insatisfacción corporal” y el “miedo” de los jóvenes a no encontrar su talla de ropa en las tiendas.

Riesgo de caer en trastornos alimentarios

Edurne Larrarte ha explicado que esta situación puede desembocar en un aumento del número de casos de jóvenes aragoneses con un trastorno del comportamiento alimentario. En ese sentido, ha recordado que los adolescentes tienen un fácil acceso a “productos milagro” y dietas sin supervisión que pueden acabar afectando a su salud.

Solo en el pasado 2018, Larrarte ha cifrado en más de 200 los nuevos casos de jóvenes con trastornos de este tipo en Aragón. Un tipo de enfermedad que supone “graves consecuencias físicas, psicológicas, familiares y sociales” y que según Larrarte también afecta a personas de todo tipo de edades y condiciones.

La directora general de Protección de Consumidores y Usuarios del Gobierno de Aragón, Ros Cihuelo, ha recordado que los trastornos alimentarios son “la tercera enfermedad crónica” con más casos entre los jóvenes aragoneses, solo por detrás de la obesidad y el asma.

Concienciación en los colegios

Ros Cihuelo ha recordado el esfuerzo del Gobierno de Aragón para tratar de concienciar a la sociedad y promover un consumo saludable a través del programa “Educar para un consumo responsable”.

Entre las iniciativas del programa, el Ejecutivo ha impulsado una serie de talleres junto con Arbada en los que se visitará a más de 2.500 niños de colegios de toda la Comunidad.

Print Friendly, PDF & Email

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies