El Ayuntamiento renueva el convenio con las salas de música en directo con una aportación de 60.000 euros

El Ayuntamiento de Zaragoza ha renovado el acuerdo de colaboración que apoya a las salas de conciertos como importantes espacios de creación cultural para la ciudad. Este convenio se traduce en la aportación municipal de 60.000 euros anuales, mediante patrocinios, de la que se benefician quince salas en cuantías económicas parecidas, pero no iguales, en función de su tamaño y del número de conciertos programados al año.

El consejero municipal de Cultura, Fernando Rivarés, ha insistido en que esta renovación supone “el cumplimiento de una obligación ética que tiene el Ayuntamiento y que forma parte de la filosofía que defendemos, de que el Consistorio, antes que programador, debe ser facilitador para que la cultura esté viva”. Es decir, “no tenemos que tener la exclusiva de la programación, sino facilitar que la iniciativa social, privada, alternativa e independiente tenga mejores condiciones y más facilidades”.

El convenio también aborda el compromiso para combatir y educar “en el comportamiento no sexista y contra las agresiones sexistas, fundamentalmente a las mujeres, pero también al mundo Lgtb, dentro de las salas”, ha defendido Rivarés, y se pretende, además, favorecer el acceso de la gente más joven a las salas de música en directo. 

Y es que ahora “está volviendo la gente más joven a las salas”, algo que el consejero explica debido a que “se ha ampliado el criterio de programación, porque la música en directo está volviendo a tener el predicamento que tuvo en otras épocas al año y porque tenemos que ganar la guerra a las pantallas como uso exclusivo de la música, que jamás será en directo”. Y todo esto, ha agregado, pasa por “incluir más mujeres en el público y gente más joven”.

A través de esta colaboración se busca además promocionar e impulsar a los artistas locales, programando más conciertos de talento local en las salas. Además, se ha mejorado la coordinación para que ambas partes puedan conocer con mayor antelación sus respectivas programaciones y evitar así contraprogramaciones y facilitar que Zaragoza Cultural, a través de sus canales de comunicación (boletines, redes sociales…) contribuya a difundir la oferta cultural de estos espacios.

Por su parte, el presidente de la asociación de salas Aragón en Vivo, Pablo Cano, ha manifestado su satisfacción por renovar un año más el convenio. “Seguimos manteniendo el núcleo de salas en Zaragoza, con sus dificultades y problemas del día a día, pero sin nosotros no hay base para que se sustente la música”, ha manifestado. 

Cano ha hecho hincapié en que este tipo de convenios supone “un trabajo a largo plazo” porque en uno o dos años “no se hacen las cosas”. “Es después de diez o quince años de programación estable en las salas cuando se recogen los frutos”, ha subrayado Cano.

Print Friendly, PDF & Email

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies