Santisteve, orgulloso de haber implantado cambios en Zaragoza “que difícilmente van a deshacerse”

El alcalde ha hecho el balance en el Palacio Montemuzo de Zaragoza

“No hay vuelta atrás. El cambio es irreversible. Zaragoza no volverá a ser la misma porque Zaragoza en Común ha propiciado cambios profundos en la ciudad y en la institución. Cambios que difícilmente van a deshacerse”. Con estas palabras empezaba el alcalde Pedro Santisteve su discurso de balance de su gestión a lo largo de este mandato al frente del Ayuntamiento.

Y es que Santisteve asegura que ya ningún gobierno comprará autobuses que no sean híbridos o eléctricos, “nadie va a desinstalar los cargadores de la vía pública o las placas fotovoltaicas de los edificios municipales, no van a revertir las inversiones en las instalaciones deportivas o a eliminar un Plan de Lucha contra la pobreza infantil”. “No hay marcha atrás”, ha insistido, “una vez que se introducen cláusulas sociales de género en la contratación pública o se generan espacios en la cultura comunitaria”.

Santisteve asegura que se siente especialmente orgulloso de haber puesto a las personas en el centro de su acción política y de haber sentado unas bases que perdurarán para siempre en la ciudad. Políticas sociales, ha dicho, que se han conseguido gracias a una buena gestión económica que ha permitido reducir la deuda en cien millones de euros.

Una legislatura marcada por la crispación

Santisteve reconoce que ha sido una legislatura marcada por la crispación política, pero insiste en que su gobierno ha sido “abierto y transparente”. Asegura que han ofrecido un “diálogo permanente” a la oposición, aunque los consensos, admite, “han sido complicados”. De cara a las próximas elecciones, el alcalde confía en repetir la coalición, aunque Podemos ha anunciado que no participará en el proceso de primarias de Zaragoza en Común. Pese a todo, cree que “aún hay tiempo” y que “no hay que correr”.

Santisteve ha destacado la lucha contra el cambio climático y contra la desigualdad social, y la democracia participativa como los aspectos de su gobierno de los que se siente más orgulloso. En la cartera ha dejado la “profunda reforma” que, según ha dicho, necesita “urgentemente” la administración local, “para simplificar trámites y que sea más accesible y flexible para con los ciudadanos”.

Y como apuesta para este 2019, apuesta por poner en marchas un nuevo Espacio de conciliación familiar que atenderá a niños por horas. No será una Escuela Infantil, ha explicado, sino que será un centro abierto las 24 horas del día que tendrá como objetivo “facilitar la vida familiar y laboral, sobre todo de madres y padres monoparentales y con pocos recursos”. Todavía no se ha dado a conocer el lugar donde se quiere ubicar, ni las tarifas que tendrá.

El balance en diez ejes

Su balance se ha resumido en diez grandes ejes. En primer lugar, ha destacado la implantación de la economía pública del bien común para ayudar a las personas a vivir mejor “saneando las cuentas públicas e implantando una fiscalidad más justa”, ha aclarado el alcalde. Además, remarca que se hayan sentado las bases para construir una Zaragoza sostenible a través de las políticas medioambientales y de movilidad.

También ha subrayado la transformación de los Servicios Sociales, impulsando un modelo de atención “que se centra en las necesidades individuales de las personas”. Respecto a la vivienda, dice que se han frenado los desahucios y aumentando un 40% el parque de viviendas públicas de alquiler social. Las políticas de igualdad participación y empleo, ha dicho, “se han consolidado como derechos de la ciudadanía”.

Por primera vez en ocho años, ha insistido, “se ha creado empleo público más de 200 puestos de trabajo en los dos últimos años”. además, se ha impulsado el deporte recuperando la inversión pública y evitando las privatizaciones; y “ya hay un modelo urbanístico consolidado que se centra en la mejora de los barrios, la proximidad de los servicios y el abandono del modelo expansivo-especulativo que genera desigualdad”, ha manifestado.

En materia de Cultura, remarca “el nuevo modelo abierto, participativo, comunitario y transformador que apuesta por la innovación y el talento local”. Zaragoza, ha concluido, “está en el mapa como ciudad de paz, de solidaridad, como impulsora de estrategias empresariales, como enclave dinamizador de la red Cideu, y como atractivo turístico emocional”.

Print Friendly, PDF & Email

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies