Más de 460 colegios fomentarán el consumo de fruta y leche entre sus alumnos

El programa cuenta con un presupuesto de un millón de euros

El “Programa de Consumo de Fruta y Leche en las Escuelas”, llevado a cabo por el Departamento de Desarrollo Rural y Sostenibilidad del Gobierno de Aragón, arrancará el próximo 14 de enero en 466 centros de 259 localidades aragonesas, el mismo número que el curso pasado.

En la presente y décima edición participan 136.526 alumnos de los cuales, 27.031 son alumnos de Educación Infantil, 71.494 de Primaria y 38.001 de Secundaria. Este año, prácticamente se ha duplicado el número de centros escolares que han solicitado incorporar los lácteos al programa, llegando a los 191 centros.

El programa cuenta con un presupuesto de un millón de euros, en su mayor parte financiados por fondos europeos y con la cofinanciación del Ministerio de Agricultura, Pesca y Alimentación y el Gobierno de Aragón.

El año pasado se incluyeron importantes novedades como la leche, los yogures sin azúcar, las nueces y las almendras. Además, en esta edición vuelven las manzanas, peras, plátanos, mandarinas, cerezas y alberges a las aulas.

El programa de la fruta tiene una parte fija, que consiste en la distribución semanal de una ración de fruta por alumno que llega al centro limpia y lista para el consumo, junto a una servilleta de papel.

Las piezas que se distribuyen entre el alumnado se compran a comerciantes y productores del sector agroalimentario aragonés y preferentemente de proximidad, en el caso de producirse en este ámbito. Se envían las raciones justas, incrementadas en un 6% para que el profesorado pueda comprobar la calidad del producto.

“El programa funciona gracias al interés que ponen todas las partes implicadas en el mismo. Hay que resaltar que, sin el compromiso del profesorado, el programa no tendría el grado de cobertura que tiene actualmente”, explica el director general de Alimentación y Fomento Agroalimentario del Gobierno de Aragón, Enrique Novales.

“Otro factor que ha contribuido al éxito del programa ha sido la calidad del producto y del servicio. El sector productor y comercializador de frutas es consciente que el programa escolar es su principal aliado de cara al futuro, y no escatima esfuerzos a la hora de suministrar un producto limpio, sano y sabroso al alumnado, respetando los calendarios y horarios de entrega previamente comunicados a los centros”, añade el director general.

Asimismo, se realizan actividades de acompañamiento de la fruta como son las visitas, charlas, catas o la creación de un huerto escolar. Las visitas se realizan a explotaciones hortofrutícolas, viveros y queserías, por ejemplo. La cata de frutas es una de actividades principales y, como novedad, el pasado curso se incluyeron los frutos secos como almendras y nueces.

Print Friendly, PDF & Email

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies