Destino final

Un autobús interurbano sale de la cabecera comarcal y recorre un total de 25 poblaciones, cada una de ellas más lejos que la anterior respecto del punto de partida.
Un billete hasta la primera población cuesta 1 euro, hasta la segunda 2 euros, y así sucesivamente hasta 25 euros la parada número 25.
Al comenzar el recorrido, un pasajero entrega al conductor 25 euros. El conductor no conoce al pasajero pero le entrega, sin mediar palabra, un billete hasta la parada 25.
¿Cómo ha sabido el conductor que no debía devolver cambios al pasajero y que por tanto la parada 25 era su destino?

Si no encuentras la solución PULSA AQUÍ
Si el pasajero entrega 25 euros significa que, como mínimo, va a la parada número 21, pero si ha entregado los 5 últimos euros, no en un billete de 5 sino en 3, 4 o 5 monedas de 2 euros y/o de 1 euro (así: 2+2+1; 2+1+1+1; 1+1+1+1+1), entonces ha pagado el importe exacto y no hay fracción que devolver, por eso el conductor ha entregado al pasajero 1 billete hasta la parada número 25.
Print Friendly, PDF & Email

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies