La crecida del Ebro, a su paso por Aragón