aragóndigital.es
Síguenos en... Facebook Twitter Canal Youtube RSS Versión móvil Goggle + Aragón Digital
Domingo, 25 de septiembre de 2016
Deportes
Alejandro Alonso Rodríguez

15/1/2014

Movilla, en la grada tras no poder acceder a los vestuarios
Sesión de trabajo muy movida en las instalaciones de la Ciudad Deportiva después de que el Real Zaragoza decidiera este martes suspender de empleo a José María Movilla. Los trabajadores del club han comunicado al futbolista que no podía acceder a la zona de vestuarios y éste ha presenciado el entrenamiento desde las gradas.
Movilla ha visto el entrenamiento desde la grada este miércoles
Movilla ha visto el entrenamiento desde la grada este miércoles

Zaragoza.- De las oficinas a la Ciudad Deportiva. José María Movilla ha accedido a las instalaciones deportivas para presenciar la sesión de entrenamiento desde la grada. Anteriormente, los empleados del club han comunicado al centrocampista su orden de impedir que accediera a la zona de vestuarios.

Por ello, el jugador blanquillo se ha sentado en las gradas para observar cómo se han ejercitado sus todavía compañeros. Todo esto en una sesión en la que no han trabajado Javi Álamo, recuperándose de su proceso gripal, ni David Cortés. El lateral se ha mantenido al margen del grupo y ha completado trabajo en el gimnasio.

La resonancia realizada mostraba una entesopatía del músculo adductor largo izquierdo. Aunque será seria duda hasta el final, Paco Herrera es optimista y espera poder contar con Cortés para el duelo ante el Hércules. Tras el entrenamiento, Álvaro González ha atendido a los medios en la sala de prensa.

El central no ha querido posicionarse en el caso Movilla. En esta línea, ha señalado que “una posición no se puede tomar porque no somos nosotros los que tomamos las decisiones. Son momentos muy difíciles para ellos, son compañeros con los que he vivido mucho tiempo y les tengo aprecio. Les deseo lo mejor”.

Aunque todavía no ha podido hablar con el centrocampista después de ser suspendido de empleo, Álvaro ha reconocido que “le considero un amigo y hablaré con él para darle tranquilidad y para que le salga lo mejor posible”. Sobre la situación, el cántabro la ha definido como “una guerra de guerrillas de la que, ahora mismo, no sabemos el final”.

El futbolista del Real Zaragoza ha asegurado que el vestuario se siente “desprotegido hablando de leyes de trabajador, no de dirección general”. Así, ha añadido que “cualquier trabajador corre este peligro y es algo que debemos cambiar desde arriba”.

Aunque las polémicas declaraciones de Movilla llegaron vía Twitter, Álvaro González ha aseverado que “se han interpretado de una manera y el club ha tomado esa decisión. Yo tengo toda la libertad para poner lo que quiera en las redes sociales”. Por otro lado, el defensor blanquillo ha hablado sobre su futuro.

En este sentido, ha afirmado que “ojalá pueda disfrutar de Primera División estando aquí, que el año pasado disfruté mucho, a pesar de pasarlo mal al final. Me quedan tres años de contrato y no pienso en otra cosa ahora mismo”. La plantilla maña se siente con confianza tras las dos últimas actuaciones.

También la llegada de César Arzo ha provocado que haya más competencia y que “si te aprietan, tienes que rendir más o tienes que trabajar para mantener el puesto”. El conjunto aragonés volverá a ejercitarse este jueves con la vista puesta en la visita del Hércules. Sin embargo, una vez más, los temas extradeportivos son protagonistas.