aragóndigital.es
Síguenos en... Facebook Twitter Canal Youtube RSS Versión móvil Goggle + Aragón Digital
Martes, 23 de enero de 2018
Política

15/4/2008

Declarados BIC el Camino de los Pilones y la Iglesia de El Salvador de Luesia

El Camino de los Pilones, entre Villarroya de los Pinares y Allepuz (Teruel), y la iglesia de El Salvador de Luesia han sido declarados Bienes de Interés Cultural. El conocido como Camino de los Pilones es un tramo de casi seis kilómetros de un antiguo Camino Real entre Teruel y las poblaciones del Levante que atraviesa el Maestrazgo.
Redacción

Zaragoza.- El Consejo de Gobierno ha aprobado en su sesión de este martes la declaración como Bien de Interés Cultural (BIC), en la categoría de Conjunto Histórico, el denominado Camino de los Pilones, entre Villarroya de los Pinares y Allepuz (Teruel) y, en la categoría de Monumento, la iglesia de El Salvador de Luesia (Zaragoza).

El conocido como Camino de los Pilones es un tramo de casi seis kilómetros de un antiguo Camino Real entre Teruel y las poblaciones del Levante que atraviesa el Maestrazgo turolense. Se trata del único tramo de estas características conservado en toda su extensión en Aragón y comunicaba las localidades de Villarroya de los Pinares y Allepuz.

Pueden encontrarse vestigios de este antiguo camino, señalado en algunos de sus tramos por pilones, en la Partida de la Nave y en la loma del Pinar, entre Fortanete y La Iglesuela del Cid; en el puesto de Las Cabrillas, entre la Iglesuela y el Portell, así como en la zona de Valdelinares.

Este camino medieval, vía de salida de las materias primas del Maestrazgo, por ejemplo la lana, fue posiblemente transitado por el rey Jaime I El Conquistador en su camino hacia Peñíscola desde Teruel, pasando por Allepuz y Villarroya de los Pinares.

En cuanto a la iglesia de El Salvador de Luesia (Zaragoza) se trata de una interesante y compleja edificación situada en la zona mas alta del núcleo urbano, junto a los restos del antiguo castillo medieval al que se encuentra histórica y físicamente asociada.

El origen de este edificio se remonta a finales del siglo XI con la construcción de la cabecera de triple ábside semicircular con doble cripta en su parte inferior. El cuerpo de tres naves fue levantado a los largo del siglo XII y las dos portadas de sus frentes meridional y occidental responden ya a modelos de principios del siglo XIII, identificados con los del Maestro Agüero.

La iglesia sufrió una profunda reforma a mediados del siglo XVI que consistió en el tabicado interior de los ábsides, la unión de la nave de la Epístola con la central, la fragmentación de la del Evangelio en tres capillas y la construcción de una nueva sacristía, entre otras cosas.

La parroquia posee numerosos bienes muebles de interés, algunos de los cuales han sido trasladados a la iglesia de San Esteban para su exposición dentro del Museo de Arte Religioso de Luesia.

comentarios
Sin comentarios en la noticia
tu comentario
 

Muchas gracias por tu envío que ayuda a construir Aragón Digital entre todos. El material será revisado en breve para ser publicado cuanto antes. Para cualquier duda, comentario o sugerencia, contacta con nosotros.

Este espacio se rige por unas normas simples con objeto de permitir que cada uno exprese su opinión sin ofender a los usuarios. Por favor, téngalas en cuenta cuando contribuya con la suya.

La semana en imágenes
agenda
Últimos estrenos de cine
Envíanos tus noticias con fotos, vídeos...
Próximo premio: 1 ejemplar de "Los Austrias", de José Luis Corral
Carlos Álvarez de Eulate

Carlos Álvarez de Eulate

Tirarse al paso de cebra

Es un hecho innegable. Los peatones de siglo XXI ya no cruzan los pasos de cebra. Se tiran a ellos con total impunidad entusiasta. Lejos han quedado los años en los que permanecían quietos en el borde de la acera, avisando de su intención a los conductores. Ahora se tiran, literalmente.