aragóndigital.es
Síguenos en... Facebook Twitter Canal Youtube RSS Versión móvil
Lunes, 15 de octubre de 2018
Política

5/6/2018

Doce carteles recuerdan que Alagón no tolera las agresiones sexistas

A instancias del Grupo Municipal de CHA, el Ayuntamiento de Alagón ha colocado doce carteles en el municipio para visibilizar el acuerdo de que Alagón "no tolera la violencia de género". Los carteles están instalados en las entradas y salidas de la localidad.
Redacción
Los carteles están instalados en las entradas y salidas de la localidad
Los carteles están instalados en las entradas y salidas de la localidad

Zaragoza.- El Ayuntamiento de Alagón ha colocado doce carteles informativos en las entradas y salidas de la localidad para manifestar públicamente que Alagón es un municipio que no tolera las agresiones sexistas.

"Hicimos una petición en el Pleno de noviembre del pasado año para que se visibilizara esta sensibilidad contra la violencia de género y propusimos que se instalaran carteles para que en Alagón se reflejara que no toleramos la violencia de género", ha explicado el concejal de CHA Ismael Ibáñez.

comentarios
Sin comentarios en la noticia
tu comentario
Sí, acepto la política de privacidad de Actualidad Media S.L.
 

Muchas gracias por tu envío que ayuda a construir Aragón Digital entre todos. El material será revisado en breve para ser publicado cuanto antes. Para cualquier duda, comentario o sugerencia, contacta con nosotros.

Este espacio se rige por unas normas simples con objeto de permitir que cada uno exprese su opinión sin ofender a los usuarios. Por favor, téngalas en cuenta cuando contribuya con la suya.

La semana en imágenes
agenda
Últimos estrenos de cine
Antonio Coscollar Santaliestra

Antonio Coscollar Santaliestra

Con Sender en el camino

Según Ramón J. Sender, no pasamos de aficionados: la vida es tan corta que no da para más, excepto para los héroes, los santos y los guerreros. Creía Sender que cuantos más años cumplimos, antes nos damos cuenta de que la misión de una buena persona, incluso de un político (porque ambas cosas pueden darse en un mismo espíritu), esa misión, decía, es cumplir con nuestro deber, que es hacer bien nuestro trabajo y no traicionar la palabra dada. Dudaba de que hubiera otro quehacer que tuviera mayor importancia.