aragóndigital.es
Síguenos en... Facebook Twitter Canal Youtube RSS Versión móvil Goggle + Aragón Digital
Lunes, 25 de septiembre de 2017
Deportes

20/3/2017

Vuelven los problemas

El Tecnyconta Zaragoza ha vuelto a meterse en un lío clasificatorio, uniendo su derrota en Andorra con el triunfo este fin de semana de Obradoiro ante el Real Madrid. La distancia se ha recortado hasta un encuentro, dos con el basket-average. Además, el equipo ofrecía de nuevo una endeble imagen defensiva, encajando cien puntos.
Francisco Javier Castarlenas Vaquero
Los de Guil ven recortada su distancia con el descenso
Los de Guil ven recortada su distancia con el descenso

Zaragoza.- Ni una semana ha durado la tranquilidad en el seno del Tecnyconta Zaragoza. Si vencer a Obradoiro había dado un soplo de aire fresco a la plantilla y cuerpo técnico rojillo, los problemas no han tardado en regresar. Concretamente en el transcurso de la última jornada, en la que los pupilos de Luis Guil caían en Andorra y llegaba además la mala noticia del triunfo de los gallegos, máximo rival a día de hoy para eludir el descenso, en su cancha ante el Real Madrid.

Un combo de resultados que ha hecho que la distancia con la zona roja quede recortada. Los de Guil suman ocho victorias, por siete de Obradoiro, aunque cabe recordar que el basket-average particular cae del lado de los aragoneses tras imponerse de forma contundente hacen tan sólo unos días en el Pabellón Príncipe Felipe, en el estreno del técnico andaluz en el banquillo local.

Un entrenador que veía con sus propios ojos los problemas que han lastrado hasta ahora al Tecnyconta y que suponían la destitución de Andreu Casadevall. Especialmente en defensa. Ante Andorra, de nuevo el equipo volvía a las andadas encajando nada más y nada menos que un centenar de puntos. Cifra con la que resulta prácticamente imposible ganar un partido fuera de casa en la Liga Endesa.

El andaluz explicaba minutos después de la derrota que la clave del partido había residido en el primer cuarto, donde sus hombres habían salido "muy blandos en defensa y permitiendo tiros muy fáciles de Andorra, con triangulaciones muy fáciles en el interior para Shermadini". El georgiano se ha erigido de hecho en MVP de la jornada, marchándose hasta los 41 de valoración.

Guil, además, añadía que deben "seguir mejorando en defensa" porque si quieren competir como visitantes no pueden "permitir 33 puntos en un cuarto y que el equipo local entre tan fácil al partido".

Los maños tienen una oportunidad el próximo domingo, a partir de las 19.00 horas, para dar otro mordisco a Obradoiro camino de la permanencia. Eso sí, tendrán que aprovechar la jornada de descanso de los gallegos para vencer a Herbalife Gran Canaria, imparable en las últimas fechas, y volver a contar con una renta algo más tranquilizadora. 

comentarios
Sin comentarios en la noticia
tu comentario
 

Muchas gracias por tu envío que ayuda a construir Aragón Digital entre todos. El material será revisado en breve para ser publicado cuanto antes. Para cualquier duda, comentario o sugerencia, contacta con nosotros.

Este espacio se rige por unas normas simples con objeto de permitir que cada uno exprese su opinión sin ofender a los usuarios. Por favor, téngalas en cuenta cuando contribuya con la suya.

La semana en imágenes
agenda
Últimos estrenos de cine
Envíanos tus noticias con fotos, vídeos...
Próximo premio: 1 ejemplar de "Después del amor", de Sonsoles Ónega
José Luis Labat

José Luis Labat

Confusionismo como marca

La primera vez que escuché la expresión "¡qué confusionismo!", reconozco que me provocó algo más que una sonrisa. Han pasado ya bastantes años de aquella circunstancia, y quién me iba a decir que el término en cuestión, además de provocar aquel brote de hilaridad, con el paso del tiempo, podía llegar a convertirse en todo un icono, pásmese usted, de lo que hoy se entiende, increíblemente, por verdad, en estos tiempos de la posverdad.

Los blogs de nuestros colaboradores
Un paisaje, Una mirada
Por Ramón Tejedor
Alto valle de Hecho. Pirineo aragonés.
Desafía tu mente
Por Virginia Coscollar Escartín y Antonio Coscollar Santaliestra