aragóndigital.es
Síguenos en... Facebook Twitter Canal Youtube RSS Versión móvil Goggle + Aragón Digital
Sábado, 23 de septiembre de 2017
Zaragoza

15/5/2013

Un león con cuerpo humano, protagonista de los Pilares 2013

Una cabeza de león en blanco y negro con cuerpo humano envolverá la ciudad en las próximas Fiestas del Pilar. El fotomontaje corresponde al cartel ganador de este año, que ha sido elegido por un solo voto de diferencia. "Bestial" es obra de Cristina Castán y Jorge Martorell, una pareja creativa de diseñadores gráficos oscense.
Guillermo Pemán Portella
Una cabeza de león en blanco y negro con cuerpo humano será el cartel de los Pilares 2013
Una cabeza de león en blanco y negro con cuerpo humano será el cartel de los Pilares 2013

Zaragoza.- La pareja de diseñadores compuesta por la fragatina Cristina Castán y el montisonense Jorge Martorell ha ganado el concurso del Cartel Anunciador de las Fiestas del Pilar 2013 con su propuesta “Bestial”, un fotomontaje en blanco y negro de un león con cuerpo humano que promete no dejar indiferente a nadie.

El león no lleva puesto el cachirulo, pero sí una camiseta con dibujos esquemáticos de la Virgen, el Ebro, Puente de Piedra, fuegos artificiales… Todo ello con una P roja encima, que simboliza el Pilar.

Cristina Castán ha destacado que su elección por el león responde a que es el símbolo de la ciudad, está en su escudo y es un “animal poco explotado a nivel gráfico”.

“Es una animal fuerte, bello y teníamos ganas de que representara la fiesta y a los zaragozanos”, ha sostenido.

El jurado, presidido por el consejero de Cultura, Jerónimo Blasco, y compuesto por 20 miembros entre especialistas de la comunicación, la publicidad, el arte y la cultura, así como por técnicos municipales, ha elegido la obra de Castán y Martorell entre las cinco finalistas seleccionados ayer.

Blasco ha resaltado que es una “apuesta valiente” que no dejará indiferente a nadie: “O gusta o no gusta. La verdad es que es un cartel que impacta y eso es uno de los objetivos fundamentales que tiene. Además se ha visto que puede dar un cierto juego para el merchandising”.

El cartel ganador tiene un premio de 3.000 euros por parte del Ayuntamiento. Junto a la pareja triunfadora, cuatro finalistas han sido seleccionados y distinguidos por la calidad de su obra presentada, otorgándoles sendos accésit (dotados con un premio económico de 600 euros): Samuel Gaudo, con “Zaragoza en fiestas”, Cristina Ondiviela, con “Tú eliges cómo disfrutarlas”, Eloy Aranda, con “Recién pixelado”, Juan Diego Ingelmo, con “Ofrenda”.

Los premios del concurso serán entregados durante las próximas Fiestas del Pilar (5-13 de octubre), en un acto oficial que tendrá lugar en el Ayuntamiento de Zaragoza.

comentarios
Sin comentarios en la noticia
tu comentario
 

Muchas gracias por tu envío que ayuda a construir Aragón Digital entre todos. El material será revisado en breve para ser publicado cuanto antes. Para cualquier duda, comentario o sugerencia, contacta con nosotros.

Este espacio se rige por unas normas simples con objeto de permitir que cada uno exprese su opinión sin ofender a los usuarios. Por favor, téngalas en cuenta cuando contribuya con la suya.

La semana en imágenes
agenda
Últimos estrenos de cine
Envíanos tus noticias con fotos, vídeos...
Próximo premio: 1 ejemplar de "Después del amor", de Sonsoles Ónega
José Luis Mateos Barrionuevo

José Luis Mateos Barrionuevo

Oferta y demanda

La economía española actual –por lo menos teóricamente- está basada en la economía libre de mercado. Esa economía que, como dejó bien claro Adam Smith (1723-1790), tiene sus pilares en la ley de la oferta y la demanda. Es decir, que es preciso sacar al mercado un producto que la gente reclame. Visto así, todo parece muy sencillo. No se venderá algo que no se desea. Por el contrario, todo lo que el personal necesita desaparecerá enseguida en manos de los consumidores (entendidos estos en sentido amplio).

Los blogs de nuestros colaboradores
Un paisaje, Una mirada
Por Ramón Tejedor
Alto valle de Hecho. Pirineo aragonés.
Desafía tu mente
Por Virginia Coscollar Escartín y Antonio Coscollar Santaliestra