Los fantasmas de Laura

 

-Hola, guapa. Ya era hora que llegaras. -Dice una voz a su espalda. -Bueno, no pasa nada, ahora ya estás aquí.
-Perdona, no tengo tiempo para hablar contigo. Tengo que hacerme la cena y poner una lavadora.

Maldito domingo

 

Roberto y Alicia se montan en el coche. Es domingo y hace unas pocas horas que el sol se ha despertado. Van de camino a la gasolinera donde han quedado con otras dos parejas de amigos. Hace semanas que llevan planeando la salida y el sueño le echa un pulso a la ilusión.

Primera vez

 

"Hoy es el día. Por primera vez, me voy a acostar con mi novio. Tengo muchas ganas y a la vez estoy nerviosa. Me han dicho algunas amigas que duele un poco, pero estoy segura que será cariñoso y a mi no me dolerá. Me voy a la ducha y después iré a su casa. Qué suerte que sus padres estén en el pueblo hasta la noche. Luego te sigo contando, querido diario."

Querido diario

 

Querido diario: Hoy mi día ha sido normal y corriente. Trabajar, tomar una cerveza con Alberto y mientras la lavadora trabaja, hacer la cena. Un sándwich con todo. Y cuando digo con todo, es con todo. Tomate, lechuga, huevo cocido, mayonesa, jamón de york, de pavo y serrano, queso con forma de triángulo y de sábana, pepinillos, hasta media cebolleta roja y un filete de pollo que tenía por la nevera. Me siento en la silla alta de la cocina, abro la boca como si fuera a competir con el león de la Metro y justo en ese momento, llaman por teléfono. Le he dado un gran mordisco al aire. ¿A que no sabes quién era? ¡Premio! Mi amiga Elena.

Villa Condado

 

Cuenta la leyenda que había un gato justiciero. El animal vivía en una pequeña aldea rodeada de montañas y muy lejana a cualquier otro lugar habitado.